Cómo convertir nuestros errores en fuente de eficaces soluciones

Es cierto que las personas tenemos que aprender de nuestros errores, pero es importante que no solamente aprendamos de nuestros errores sino que no centremos en las soluciones y en mejores caminos. En el post de hoy voy a hablar de como podemos enfocar nuestra energía más positivamente en buscar soluciones que nos satisfagan y no solo centrarnos en lo que hemos hecho mal.

Cómo debemos de enfocarnos en ese error del pasado

Lo cierto es que si que es cierto que tenemos que aprender de ese error del pasado, pero nuestra verdadera razón de aprender de ese error del pasado, no es profundizar en el, sino dejarnos claro que no debemos de caer en ese mismo error en el futuro.

Nuestra verdadera misión en el aprendizaje de un error es que nos quede claro que ese no es el camino que debemos de seguir, para así descartar claramente ese camino en el futuro.

Una vez que ya sabemos que no debemos de volver a cometer ese error, debemos de ampliar nuestra visión a nuevas posibilidades, descartando esos caminos que nos lleven al mismo error.

Es así como nos convertimos en personas más sabias, y el hecho de saber por donde no tenemos que caminar, hace que tengamos más claro hacia donde tenemos que ir, ya que hemos descartado caminos erróneos.

vencer-la-presion-externa

Sacar el mejor provecho de nuestro errores

Ahora que estamos trazando nuevos caminos para conseguir algo, para llevar una vida que nos satisfaga o simplemente para sentirnos bien, es importante que si volvemos a pensar en ese error del pasado, no sea para lamentarnos, ya que eso nos quitaría la energía vital que tanto necesitamos para continuar.

Pero una manera de que ese error no nos haga cometer el error de volver a lamentarnos de él, es aprovechando la sabiduría que nos puede aportar pensar en él.

Cuando digo sabiduría, también digo aprovechar ciertas cosas de ese error del pasado que nos puede venir bien ahora.

Por ejemplo, podemos pensar en las consecuencias negativas que causaron ese problema en nuestra vida, y a la hora de trazar nuevos caminos en nuestra vida, descartar esos caminos que sabemos que nos pueden traer consecuencias negativas parecidas a las que creo ese error en el pasado.

Dejar de ser victimas de ese error para convertirnos en sabios

Lo importante es que cambiemos el papel de victimas de ese error pasado, para convertirnos en unas personas inteligentes interesadas en coger solamente lo que nos beneficie de ese error.

Si hay una cosa que podemos también aprovechar de ese error del pasado, es acordarnos justamente de como nos comportemos a la hora de cometer ese error, entonces sabiendo exactamente que ese comportamiento nos hizo caer, sabemos que deberíamos cambiar ese comportamiento, si que queremos resultados y no errores.

Después de tener claro que ese comportamiento nos llevo por mal camino, debemos de reflexionar, buscar en nuestro interior y expresar nuevos comportamientos que nos acerquen a los resultados que deseamos.

Si por ejemplo el error que cometimos fue que no supimos escuchar a las personas que nos rodeaban y por eso hicimos daño a alguien, el nuevo comportamiento tendría que ser, ser capaces de escuchar a las personas que nos rodean.

Debemos de convertir nuestros errores en una gran fuente de alternativas y soluciones, y eso simplemente se hace cambiando algunas cosas de nosotros que nos llevaron a cometer esos errores.

Si ese error que cometimos en el pasado, fue por falta de información sobre algo, ya sabemos que para continuar por caminos más eficaces y seguros, debemos de informarnos y formarnos sobre lo que vamos a hacer en el futuro.

Si fueron las compañías las que nos llevaron a cometer ese error, quizás deberíamos de creer más en nuestra manera de pensar y en nuestras propias decisiones y seguramente frecuentar con otras personas.

En resumen, de lo que se trata es de usar nuestro error pasado en nuestro beneficio y no en contra de nosotros, convirtiéndonos en personas que no se lamentan sino que son capaces de convertir su error en una gran alternativa de futuro.

banner-autoestima-recursos

 

Cómo podemos desviar nuestras preocupaciones a una solución

Nuestras preocupaciones ocupan gran parte de nuestra mente y gastan gran parte de nuestra energía, pero lo cierto es que aunque del día a la noche no vamos a dejar de preocuparnos, si que del día a la noche podemos desviar nuestras preocupaciones a una solución.

Cuando comenzamos a preocuparnos por algo, puede ser que ese algo sean un temor infundado por nosotros, por otra persona o de veras puede haber una autentica razón para que nos preocupemos, pero sea lo que sea, nuestra meta ha de ser la de buscar una solución que no solamente resuelva ese posible problema, sino que alivie nuestra mente de tanto tormento.

Debemos de comenzar a ser conscientes de lo que pasa en nuestro interior cuando comenzamos a preocuparnos sin parar, comenzamos a sentir como entramos en una espiral que no nos lleva a ningún sitio, quitándonos energía, y el funcionamiento de nuestra mente se bloquea y es incapaz de buscar soluciones.

Pero si hay algo cierto, aunque parezca mentira, es que nosotros tenemos el suficiente poder sobre esa espiral, para que esa espiral deje de dar vueltas y vaya a una dirección lógica y resolutiva.

Cuando hemos entrado en esa espiral, debemos de trazar en nuestra mente una pequeña y sencilla meta, la meta de dar un paso a una posible solución, porque si el problema es muy grande, quizás la solucion pueda parecernos tan irreal, que nos cueste enfocarnos en ella, por eso debemos de comenzar a enfocarnos en pequeños y inteligentes pasos, que nos parezcan alcanzables.

Cualquiera puede decir que poco vamos a hacer con un pequeño y simple paso hacia una posible solucion, pero lo cierto es que con ese pequeño paso, ya nos estamos saliendo humildemente de esa espiral, dando paso a otro paso inteligente, y a lo que sea, hasta encontrar esa solución tan deseada.

Tenemos que pensar que cuando estamos tan metidos en una preocupación, realmente es difícil que encontremos una solución, porque todas nuestras virtudes resolutivas están limitadas y bloqueadas por esa limitante y cargante preocupación, asi que un pequeño paso hacia una débil luz, puede ayudarnos a trazar un nuevo camino hacia una autentica claridad mental.

suscribete

desviar nuestras preocupaciones