Cómo podemos creer más en nuestras capacidades para llegar a donde queremos en la vida

Son muchas las personas que no llegan lejos o consiguen logros, por el simple hecho de no creer en ellas mismas y en sus posibilidades, tanto que ni siquiera hacen un solo intento por llegar a donde quieren. Creer más en nuestras capacidades, hace que crezcan y se expresen para ayudarnos en nuestro camino.

Cuando creemos en nosotros mismos y en nuestras capacidades, esos logros que vemos tan lejanos, los comenzamos a ver más cerca, porque nuestra propia creencia en nuestras capacidades, nos acerca a la realidad de que esos logros están más cerca de lo que pensamos, pero nuestra inseguridad hacia que los viéramos tan lejos.

Para comenzar a creer en nosotros, debemos de comenzar a hacer una cambio radical  de actitud hacia nosotros, el único cambio que tenemos que hacer es dejar de recalcar todos esos limites y defectos que tenemos, para comenzar a recalcar todo lo bueno que tenemos, todo eso que puede llenarnos de admiración hacia nosotros.

Debemos de dejar de admirar a otros, para comenzar a admirarnos a nosotros mismos, porque cuando admiramos a otros y nos ignoramos a nosotros, nos llenamos de inseguridad y pasamos de alto todo eso que nos hace grandes y que esta en nuestro interior.

Si de veras no admiramos nada de nosotros, allí esta el problema de nuestra inseguridad y poca creencia en nosotros, entonces el siguiente paso que debemos de dar, es una búsqueda interna, hasta que encontremos todas esas virtudes ignoradas y dormidas en nuestro interior, todas esas cosas que nos hacen excepcionales.

Enfocarnos en nuestro interior, es la mejor manera de abrir esas fuentes que teníamos cerradas, esas fuentes de expresión que pueden hacernos llegar a donde queremos y rodearnos de una vida más acorde con nuestros sueños.

suscribete

creer-mas-en-nuestras-capacidades

Cómo vencer la presión externa que recibimos de otras personas

Aunque a muchos nos parezca que vivamos una vida libre, lo cierto es que muchos hemos cedido a las presiones externas de otras personas, y hacemos muchas cosas automáticamente, cosas que no haríamos si no estuviéramos de alguna manera presionados por otros, cosas innecesarias que no nos definen como las personas que realmente somos, pero que contentan el ego de otros.

La mentalidad limitada de esta sociedad intenta ser plasmada en muchas personas, es como si todo el mundo tuviera que seguir unas lineas ya trazadas, y que nadie pudiera salirse de esas lineas, ya que entonces seria apartado o mirado malamente por los demás.

Hay personas que incluso ceden ante la presión, y sienten que han hecho bien porque se han liberado de esa presión, pero en cierto modo eso es un auto engaño, ya que haber cedido a una presión, es equivalente a haber perdido tu libertad y seguir esa limitada linea que otros se han empeñado que sigas.

Para no ceder ni ser vencidos por las presiones externas, tenemos que tener claro que no hemos venido a este mundo a ser un títere de nadie, ya que cada persona es un pequeño mundo, que viene a hacer algo a este gran mundo, algo diferente e individual que tiene nuestro propio sello de identidad. Debemos de tener claro que la linea en la que debemos de caminar, es nuestra propia linea, la que hemos trazado nosotros mismos a través de nuestros instintos.

Si hay alguien al que tenemos que pedir permiso para hacer algo, ese alguien no esta fuera de nosotros, no es ninguna de las personas que nos rodea, sino que es nuestro espíritu, ya que es el, el que va a dictar nuestro verdadero destino.

La presión por si sola no es lo que realmente nos aprisiona, nos aprisionamos nosotros mismos cuando de veras pensamos que esa presión está justificada hacia nosotros, porque quizás la duda nos asalte y pensemos que quizás los otros tengan razón. Cuando tenemos claro que no somos la copia y manipulación de nadie, sino que algo mucho más profundo, esas presiones se convierten en una brisa insignificante.

suscribete

vencer-la-presion-externa

Cómo comenzar a eliminar las preocupaciones que invaden nuestra vida

Las preocupaciones forma parte de la vida de la mayoría de personas, pero la mayoría no se dan cuenta de la gran energía que pierden con esas preocupaciones, y tampoco se han dado cuenta de que están tan acostumbradas a ellas, que las ven algo natural en su vida, cuando en realidad no lo son.

Las preocupaciones que invaden nuestra vida, son esos problemas que nosotros no somos capaces de solucionar y que acaban bloqueando nuestro interior, porque no han encontrado una salida. Nuestra indecisión y nuestra poca resolución, hacen que esas preocupaciones habiten en nosotros, quitándonos nuestra energía vital y limitando nuestras acciones.

Si realmente algo nos preocupa, nuestro estado de preocupación ha de cambiar al estado resolutivo, cuando surge en nuestra vida un problema que nos preocupa, nuestro enfoque ha de estar destinado a un camino que solucione el problema, y aunque es cierto que es algo lógico, las personas tienden a dar vueltas alrededor del problema y no de la solución.

Nuestra mente enfocada en el problema, convierte el problema en preocupación, pero nuestra mente enfocada en la solución, empequeñece la preocupación, y habré el camino a una futura solución y nos libera de todo ese peso acumulado.

La preocupación es una actitud que elegimos cuando tenemos una dificultad en frente y no somos capaces de tener una actitud resolutiva y enfocada a nuevas posibilidades, en el momento que estemos en frente de una dificultad, debemos de ser capaces de optar por la actitud resolutiva que abra y active nuestra mente a posibles soluciones.

suscribete

eliminar-las-preocupaciones

Cómo vencer el miedo a fracasar que nos impide hacer lo que queremos

Son muchas las personas que tienen miedo a fracasar en la vida y por ello no son capaces de dar un solo paso hacia sus sueños más deseados. El hecho de que la sociedad haya creado una imagen muy negativa de una persona que fracasa, hace que prefiramos no arriesgar y elegimos llevar una vida segura, aunque falta de pasión y logros.

Fracasar es equivalente a una caída en la vida, y es eso lo que tenemos que pensar de un fracaso, ya que quien cae, no se convierte en una caída y el que fracasa no se ha de convertir en un fracaso.

Cuando realmente fracasamos en un proyecto, jamas nuestro enfoque ha de ir en meter nuestra cabeza en un agujero y ponernos la pesada etiqueta de fracasados, el siguiente paso después de fracasar, es redireccionar y corregir nuestro camino hacia otro nuevo intento por conseguir lo que queremos.

Nunca jamas debemos de enfocarnos en la caída que hemos tenido, sino en todo lo que rodea esa caída, en el porque hemos caído y en lo que hemos fallado y hemos hecho mal, para aprender de ello, y coger esa experiencia para nuestro futuro intento de logro.

La negatividad de un fracaso, no esta en el propio fracaso, sino en la mala actitud que tenemos en frente de ese fracaso, porque si nuestra actitud es positiva ante una caída, esa caída puede ser una gran ayuda para saber el camino que tenemos que tomar hacia nuestra meta.

suscribete

miedo-a-fracasar

 

Cómo podemos ganar seguridad ante los retos que se nos presentan en la vida

La inseguridad reforzada por el miedo, limita nuestras acciones impidiendo que lleguemos a donde queremos, porque si no creemos en nosotros y en nuestro potencial, entonces no tenemos el combustible necesario para alcanzar lo que deseamos.

No podemos pretender de un día para otro, pasar de ser personas totalmente inseguras a ser personas totalmente seguras de si mismas, pero si que podemos dar pequeños pero consistentes pasos, ganando poco a poco la seguridad que hace falta en nuestras vidas.

Para comenzar a ganar seguridad, debemos de enfocarnos y centrarnos en una parte segura y fuerte de nosotros mismos, ya que por muy inseguros que seamos, siempre hay alguna faceta nuestra que si que es segura.

Esa faceta pueden ser cosas que se nos dan bien, o fortalezas que nos definen como personas. Es necesario reconocer esa base interna fuerte que todos tenemos en nuestro interior, porque hará de nuestro propio centro de apoyo ante las dificultades, incluso ante nuestra propia inseguridad.

Después de tener claro y tener conciencia de que no todo lo que esta dentro de nosotros es debilidad e inseguridad, seremos capaces de sentir esa fortaleza a la que habíamos ignorado y que nos dará una dosis de seguridad.

Después de conseguir algo de fortaleza y creencia en nosotros mismos, debemos de comenzar a fortalecer ese lado inseguro, enfrentándonos a esos miedos e inseguridades que invaden nuestra vida.

Si realmente tenemos algo que nos crea miedo e inseguridad, no hay mejor manera de eliminarlo que enfrentarnos a ello, aunque podamos temblar y esa debilidad nos evidencie, nuestra inercia en la vida es mejorar como personas, y allí es donde debemos de ir por mucho miedo e inseguridad que tengamos.

Nos debemos de quitar de la cabeza que debemos de ser personas perfectas ante el mundo, aunque nuestras piernas se debiliten y la inseguridad nos haga torpes, lo importante y en lo que nos tenemos que enfocar es en la mejora y evolución positiva de nosotros, y si caemos o nos sale mal, debemos de enfocarnos en el aprendizaje y experiencia, para volverlo a repetir hasta que tengamos éxito o consigamos lo que queremos.

suscribete

ganar seguridad

Cómo conseguir que una conversación no se convierta en una discusión

Una discusión se crea cuando hay varios puntos de vista, y las personas que tienen esos distintos puntos de vista, no tienen la mente suficientemente abierta para respetar a los otros puntos de vista que no son los suyos.

Para que una conversación no acabe en una discusión, ha de existir la tolerancia a la diversidad de opiniones y el respeto a ellas y a las personas que dan su punto de vista, sin descalificar a estas personas simplemente porque tienen un punto de vista distinto al tuyo.

Cuando somos capaces de llevar una conversación con respeto y somos capaces de ver que el hecho de que tengamos en cuenta la opinión de otras personas no significa que no sigamos creyendo en nuestro punto de vista, podremos hacer que esa conversación sea una conversación interesante, incluso enriquecedora.

Si tenemos la mente suficientemente abierta, podemos ver que aunque no tengamos el mismo punto de vista que las otras personas, podemos aprovechar y aprender algo sobre sus puntos de vista, ya que ver las cosas desde distintas perspectivas nos hace más inteligentes y nos hace abrirnos a nuevas ideas.

Si enfocamos una conversación en querer llevar la razón, en realidad lo que vamos a hacer es perder la razón y dejarnos llevar emocionalmente por nuestro ego, si en cambio enfocamos nuestra conversación en captar nuevas ideas y conclusiones, nuestra conversación sera inteligente y provechosa.

suscribete

discusion

 

Que debemos hacer cuando una persona nos decepciona en nuestra vida

Cuando una persona nos decepciona en nuestra vida, sentimos como si algo en nuestro interior muriera, parece ser que realmente creíamos en una persona, y esa creencia se rompe en nuestras narices y nos causa dolor.

Pero en realidad cuando una persona nos decepciona y realmente nos duele, es porque tendemos a idealizar a las personas, aunque sea sutilmente, de alguna manera creamos una imagen más perfecta de lo normal de ciertas personas y eso hace que se nos caiga el mundo encima cuando alguien nos decepciona.

Todos cometemos errores, y si esa persona ha cometido un error con nosotros, nos debemos de preguntar si esa persona es tan diferente a nosotros como pensamos, ya que nosotros también cometemos errores y decepcionamos.

Si somos capaces de ponernos en frente de la persona que nos ha fallado y somos capaces de reflejarnos en ella, como humanos que tropiezan y cometen errores, no nos dolerá tanto esa decepción, aunque no tenga justificación.

En realidad debemos de dar por hecho y contar con que las personas de vez en cuando nos van a fallar, como seres humanos que son, y la mejor manera de que el mundo no se nos caiga encima cuando alguien nos falla, es ver la reacción de la persona después de que nos haya fallado.

Después de que esa persona nos haya decepcionado, debemos de dejar un espacio para que la persona exprese o sea consciente del error que ha cometido, si no es consciente, nosotros podemos empujarle a ver la verdad.

Posiblemente sean muchas las personas que nos sorprendan y después de que hayan cometido un error con nosotros, sean capaces de asumir el error, rectificarlo y aprender de él.

suscribete

cuando-una-persona-nos-decepciona

 

 

 

 

Cómo podemos superar el miedo a envejecer

El miedo a envejecer es algo que sienten muchas personas en esta sociedad, un miedo fortalecido por una sociedad que refuerza la creencia de que la imagen física vale más que nuestra esencia y nuestras virtudes.

El miedo a envejecer surge de una creencia total de que nosotros somos nuestro cuerpo, como si de veras en nuestro interior no hubiera algo más importante, porque ignoramos de veras que lo que esta dentro de ese físico, nuestra esencia, es lo que realmente somos y que esa esencia nunca jamas envejecerá.

Confundimos nuestra identidad con nuestro cuerpo físico y nos aferramos tanto a él, que no somos capaces de aceptar lo inevitable, que nuestro cuerpo envejezca.

Para superar el miedo a envejecer, debemos de ser conscientes de que no somos nuestro físico, como la sociedad pretende hacernos creer, y definir nuestra autentica identidad en nuestra esencia, resaltando nuestras virtudes y valores que jamas envejecerán, porque lo verdaderamente real en nosotros jamas envejece.

Si llenamos nuestro interior de conciencia y somos capaces de fortalecer todos los tesoros que guardamos dentro de nosotros, veremos que este cuerpo físico es humildemente un recipiente donde resguardar este virtuoso espíritu durante esta vida que estamos viviendo.

suscribete

superar-el-miedo-a-envejecer