Por qué no somos capaces de disfrutar la vida que nos rodea

La intensidad y vibración de la vida que nos rodea es sorprendentemente poderosa, y aunque muchos digan que la vida es aburrida y gris, lo cierto es que son sus sentidos cerrados a esa vida, lo que les hace  decir esas palabras sin sentido.

Una distorsión de la realidad que nos rodea, nos hace ver una vida que no es la real, una vida pintada de gris, llena de limites imaginarios, que no nos deja ver la belleza y las posibilidades de las que estamos rodeados las personas.

Esas herramientas que nos dan cuando nacemos, que son ese cuerpo y mente que tienen la labor de ayudarnos a abrazar el mundo en el que vivimos, con el tiempo se convierten en autenticas piedras, que en vez de abrirnos al mundo, nos cierran a el.

Lo cierto es que quien de verdad esta abierto a la vida, es capaz de ser feliz con un pequeño y humilde  rallo entre unas  grises nubes , porque ha sido capaz de captar que el simple hecho de nacer, es ya un hecho que nos debería de llenar de felicidad.

Posiblemente no nos sea fácil volver a cuando nacimos, para volver a sentir toda esa vida recorriendo nuestro cuerpo, pero en cambio si que tenemos esa capacidad de usar esta inteligencia que hemos acumulado durante todo este tiempo, para que de alguna manera podamos volver a nacer y que estas herramientas que son ahora piedras, se conviertan en una constante conversación con vida que nos rodea.

Si hay algo que nos hizo andar nuestros primeros pasos, si hay algo que nos impulso a decir nuestras primeras palabras, ese algo sigue existiendo en nuestro interior, ese algo sigue estando a nuestra disposición para que superemos todo eso que parece poder con nosotros en el presente, porque por muy grande que sea lo que nos esta destrozando, mucha más grande es la vida que nos hizo nacer.

suscribete

la vida que nos rodea