Cómo conseguir más oportunidades en un mundo con escasez

Para conseguir mas oportunidades en la vida, debemos de fabricarlas nosotros

Las personas tenemos la mala costumbre de esperar a que los otros nos den oportunidades, acostumbramos a esperar y a esperar ese gran día en el que alguien sepa ver nuestros talentos ocultos. Para conseguir más oportunidades, no necesitamos esperar a que nos las den.

Cometemos un gran error al dejar nuestros sueños en manos de otras personas, es como si  nuestra vida no nos perteneciera, en como si les dejáramos el volante de nuestra vida a otros, y ellos se encargaran de elegir nuestros caminos.

Pero lo cierto es que en ese día que nos enseñaron que las oportunidades nos las tienen que dar otros, dejemos de creer en esa capacidad que tenemos en nuestro interior para crear nuestras propias oportunidades.

Estamos en una sociedad donde las oportunidades están muy mal repartidas, y si nosotros estamos en la parte escasa de las oportunidades, corremos el riesgo de volvernos esclavos de esos que tienen el poder de darlas.

No debemos de dar el gusto del ego a esos que tienen el poder de dar oportunidades, digámosles a esos egocéntricos, que no vamos a ser esclavos de ellos, ya que nosotros tenemos la capacidad infinita de fabricar nuestras propias oportunidades.

Solo debemos de echar mano de nuestra creatividad, en nuestra creatividad esta el poder de dar sentido a nuestras vidas, nuestra creatividad tiene la capacidad de hacer realidad nuestros sueños mas profundos.

Cuando nadie nos da una oportunidad en la vida, el coraje es lo que tiene que reinar en nuestro interior, el nos dice que tenemos que continuar, pero andaremos ciegos, sino comenzamos a mirar nuestro interior, si no somos capaces de ver la fabrica de ideas que tenemos dentro de nosotros.

suscribete

conseguir mas oportunidades

Que hacemos cuando tenemos delante a la adversidad

La adversidad se supera con la fuerza que nos da la aceptación

En esta vida todos nos encontramos esas circunstancias negativas, esas que no esperabamos en nuestro camino, y que ponen patas arriba nuestra vida. La adversidad es algo que en la vida tarde o temprano nos tenemos que encontrar, por muy poco que nos guste.

La mayoría no estamos preparados para enfrentarnos a la adversidad, y cuando llega ante nosotros, nos convertimos en criaturas torpes y inmaduras, empequeñeciendo ante  tanta dificultad.

Cuando nos encontramos con la adversidad, desde luego que tenemos que comenzar a caminar hacia una salida, pero el error que cometemos muchos, es que comenzamos a caminar sin fuerzas y sin rumbo, ya que nos hemos saltado el primer paso del camino, la aceptación.

Muchos prefieren buscar una salida rápida, antes que mirar el panorama y aceptar que esta pasando lo que esta pasando, en cambio ese camino rápido y sin aceptación, es el camino de la cobardía que no quiere ver la verdad, y por ello es un camino débil y engañoso que nos llevara a mas engaño.

Si algo necesitamos en esta vida, es ser sinceros y honestos con nosotros mismos, no solamente porque nos lo merecemos, sino porque aceptar la verdad, nos llena de verdad, y es la verdad la que nos mostrara el camino adecuado en esta vida.

Si no somos capaces de mostrarnos internamente la verdad, el mundo tampoco  querrá mostrarnos la verdad, lo que cocinamos en nuestro interior, el mundo lo cocinara en nuestro exterior.

Si nos cuesta aceptar las cosas, es porque sabemos que al principio nos va a doler, y nadie quiere sufrir de dolor, pero es mejor sufrir de dolor al principio, que sufrir de engaño toda la vida.

La adversidad forma parte de nuestro camino, cuando no la aceptamos, dejamos de caminar por ese camino verdadero, para comenzar a caminar por el camino del miedo.

suscribete

la adversidad

 

Cómo impedir que el arrepentimiento nos atormente

El arrepentimiento nos muestra que hemos mejorado como personas, pero puede bloquearnos

Pocos son los que miran atrás y no se arrepienten de nada, esta claro que es ley de vida cometer errores y luego lamentarlos, el problema comienza cuando los arrepentimientos atormentan nuestra vida. El arrepentimiento en exceso hace que perdamos energía atormentándonos por el pasado.

Por una parte el arrepentimiento es positivo en el caso de que hayamos obrado mal con una personas, ya que muestra que no éramos nosotros mismos cuando dañemos a esa persona, demuestra que somos buenas personas, porque nos arrepentimos de un mal que hicimos.

Pero el problema comienza cuando ese arrepentimiento, sea lo que sea lo que hicimos, no nos deja vivir el presente, no nos deja continuar nuestro camino, que es lo mismo que decir que nos tiene bloqueados.

Para salir de este pozo de arrepentimiento en el que estamos, debemos de comenzar a ser conscientes de que no somos ahora la misma persona que cometió ese error, ahora somos mas sabios y mas conscientes. Realmente no podemos culparnos a nosotros mismos, porque no somos la misma persona que cometió ese error.

Cuando cometimos el error pasado eramos mas novatos, menos conscientes y menos sabios, y de eso nosotros no tenemos la culpa, la vida se nos presenta asi, no tenemos maestros que nos enseñan, tenemos errores que nos enseñan.

Cuando miramos atrás, debemos de buscar y enfocarnos en el aprendizaje, ese debe de ser nuestro alimento, no el tormento, porque si nos enriquecemos del aprendizaje de ese error, veremos que ese tropiezo marcara un después de apertura en nosotros.

En cambio el tormento nunca nos dejara madurar, nunca nos dejara ver que ese error tiene la capacidad de hacernos mas grandes ante la adversidad, si somos capaces de mirar a través  de el.

suscribete

arrepentimiento

Cómo coger impulso después de una caída en la vida

Después de una caída es el momento de pararse a reflexionar

Forma parte de la vida estar por los suelos de vez en cuando, todo en nuestro camino tiene un gran sentido, incluso esas caídas de las que parece que no nos vayamos a recuperar. Después de una caída en la vida debemos de pararnos a pensar y reflexionar.

Cuando una circunstancia inesperada nos hace caer al suelo, nuestra propia naturaleza tarde o temprano nos hace levantar de el, porque somos así, estamos hechos para sobrevivir en esta vida, estamos hechos para continuar nuestro camino designado, aunque a veces parezca que el camino pueda con nosotros.

Pero en que nuestro interior sepamos que tarde o temprano vayamos a levantar, porque somos un imán que se ve atraído a conectar con el mundo, muchas barreras impuestas por nosotros mismos, hacen que ese impulso para levantarnos tarde en llegar.

En ese momento que estamos en el suelo, en ese momento que tanto nos cuesta proseguir, es cuando debemos de buscar la fuerza para el impulso en una reflexión, debemos de convertir el tiempo que estemos en el suelo en un tiempo muy valioso para buscar la verdad, y la propia verdad sera la que nos levantara.

En el momento que estamos en el suelo, es cuando nos tenemos que replantear las cosas, llenémonos de preguntas, y entonces nuestro interior contestara.

Debemos de buscar el aprendizaje del pasado para proyectar en nuestro presente y futuro, y eso se hace no buscando el tormento y el arrepentimiento en el pasado, sino que a esos errores que nos enseñaron nuestro camino, esos errores que nos dijeron cual no era nuestro camino, para mostrarnos tarde o temprano el que si lo era y sera.

Debemos de buscar la fuerza en el presente, ese que nos dice quien somos realmente, ese que nos dice que estamos vivos pase lo que pase.

Debemos de buscar la esperanza en el futuro, porque es donde debemos de proyectar nuestros sueños mas profundos. La esperanza en nuestras bocas suena muy débil, para toda la fuerza que puede tener si creemos en ella.

La reflexión nos dará la fuerza que necesitamos para levantarnos y continuar, pero ademas nos sentiremos tan repletos con ella, que seremos capaces de ver que esa caída era necesaria para tocar el cielo.

suscribete

después de una caída en la vida

Cómo dejar de gustar a los demás para gustarnos a nosotros mismos

Las personas nos olvidamos de gustarnos a nosotros mismos por querer agradar a los demás

Muchas de las preocupaciones que tenemos las personas se basan en lo que la gente piensa de nosotros, nos llega incluso a importar mas lo que los demás piensen de nosotros, que lo que nosotros pensamos de nosotros mismos.

Si nos dejara de preocupar lo que piensan los demás de nosotros, nos quitaríamos un gran peso de encima, ya que llevamos mucho tiempo condicionados y amoldándonos para gustar a la gente, y eso se convierte en una presión muy grande para nosotros.

Nos hemos casi programado para dar una imagen buena de nosotros mismos a los demás, por ello muchos no nos damos cuenta de que mas que amoldarnos a nuestras necesidades mas profundas, estamos amoldándonos a lo que la gente quiere ver de nosotros, pretendiendo ser un prototipo de persona aceptada en esta sociedad.

Si lo analizamos bien, en el momento que nosotros pretendemos ser ese prototipo de persona aceptada en la sociedad, perdemos toda nuestra personalidad, esa personalidad que nos hace únicos y interesantes.

Cuando nuestro esfuerzo diario esta enfocado en ser esa persona aceptada, no somos capaces de salir de esa linea recta que no nos deja ser nosotros mismos y que no da rienda a nuestra creatividad.

Tiene que llegar el día en el que nos quitemos ese peso tan grande al que nos hemos acostumbrado tanto, que sentimos que forma parte de nosotros, pero el día que nos lo quitemos de encima, nos sentiremos tan aliviados que seremos conscientes de que no pertenecía a nosotros.

Para cortar ese vinculo que tenemos con esa persona perfecta y aceptada por la sociedad a la que tanto nos queremos parecer, a costa de vender nuestro espíritu, debemos de empezar a ser conscientes de cada paso que damos en la vida, preguntándonos porque damos ese paso, para acercarnos a ese prototipo superficial o para acercarnos a nosotros mismos.

suscribete

gustarnos

Que hacemos cuando no tenemos ilusión por la vida

Para tener ilusión por la vida debemos de valorar cada minuto como único

Las personas buscamos constantemente ilusionarnos con cosas nuevas, queremos alicientes en nuestra vida, pero cuando nos faltan esas cosas que nos hacen entusiasmarnos durante un tiempo, muchos nos sentimos vacíos. Buscamos la ilusión por la vida en los grandes momentos, cuando la podemos encontrar en los pequeños momentos.

Es bueno llenar nuestra vida con nuevas ilusiones que nos hacen sentir vivos, pero cuando dependemos demasiado de esas ilusiones, no solamente caemos en un precipicio si eso al que hemos puesto ilusión nos falla, sino que también estamos ignorando otras facetas de nuestra vida que nos pueden enriquecer, solo porque estamos hipnotizados por esas ilusiones.

Muchas personas que miran atrás, cuentan historias de su pasado, cuentan ese día en el que consiguieron algo, ese día en el que ocurrió un nuevo evento, pero en cambio no hablan de esas horas que dejaron pasar sin ver la belleza y fuerza de las pequeñas y sencillas cosas de la vida, porque estas personas estaban hipnotizadas con los momentos únicos, esos momentos llenos de glamour y de gloria, esos momentos que enterraron a la sencillez.

Nada en nuestra corta vida debería de escapar de nuestras manos, esos momentos gloriosos y únicos han de existir, pero nunca sacrificando esos minutos de nuestra vida en el que rodeados de grandeza no somos capaces de estar disfrutando de ella, porque nuestra vista esta en la gloria.

No se deprime el que no consigue cosas en la vida, se deprime el que no es capaz de ver que ya lo tiene todo a su alrededor. Son esos pensamientos que nos apartan del presente y esas emociones que bloquean nuestro cuerpo  los que nos impiden que se filtre por nuestra piel toda esa vida que nos rodea en cada instante.

suscribete

ilusión por la vida

Cómo tener una actitud positiva en una situación negativa

Tener una actitud positiva en situaciones negativas abre nuestra mente hacia una solución

Es increíble como puede cambiar un día que se presenta gris y negativo, solo con el hecho de que cambiemos nuestra actitud positivamente. Una actitud positiva nos abre a diferentes posibilidades y salidas de una situación negativa.

Las personas no podemos cambiar algunas circunstancias que se presentan en contra de nuestra voluntad y que no nos gustan nada, pero en cambio si que tenemos la capacidad de cambiar nuestra actitud y visión hacia esas situaciones.

Muchos piensan que no sirve de nada cambiar la actitud, ya que las cosas seguirán siendo igual, no se dan cuenta de que realmente lo que nos repercute de esa mala situación en si, no es la situación, sino que  la manera negativa en la que recibimos esa situación.

Si siempre has sido una persona negativa, no sera fácil que de un día para otro cambies de actitud, pero tener una actitud positiva es algo que hay que trabajar para desarrollar, se empieza poco a poco y se va ejercitando hasta que se convierte en una faceta nuestra de manera natural.

Tener una actitud positiva ante una situación negativa, no es verlo todo de color rosa, sino que de lo que se trata es de ver la realidad de la situación con la que nos encontramos, y la realidad de toda situación es que tiene una parte negativa y positiva.

Cuando tenemos una actitud negativa, nuestra mente distorsiona la realidad, y solamente es capaz de ver lo negativo, pero cuando nuestra mente tiene una actitud positiva, es capaz de ver la parte negativa y positiva de la situación, y con estos dos ingredientes busca el camino a la solución.

Cada persona ha de buscar su propia formula para tener una actitud positiva. La creatividad y imaginación son una buenas aliadas para nosotros.

Cuando nos encontramos con situaciones desagradables, y tenemos una actitud positiva, activamos nuestra mente para que se abra, y así pueda recurrir a nuestra imaginación que nos puede sacar de auténticos apuros.

suscribete

actitud positiva

Cómo soltar nuestras ataduras, para volver a ser libres

Soltar nuestras ataduras nos libera y nos acerca a nuestros propósitos en la vida

Las ataduras nos impiden hacer muchas cosas que deseamos hacer, nos limitan y nos retienen, por ello no deberían haber ataduras en nuestra vida, ya no nos dejan ser nosotros mismos, pero en cambio debemos de ser realistas, no podemos desvincularnos radicalmente de nuestras ataduras, si ello repercute o daña a otras  personas o a nosotros, aunque soltar nuestras ataduras innecesarias, es esencial para vivir la vida plenamente.

Es cierto que no podemos romper con todas las ataduras de un día para otro, pero si que podemos analizar si es necesario algunas ataduras a ciertas cosas de nuestra vida, la mejor manera de saber si realmente es necesario que estemos atados a esa circunstancia, persona o cosa, es imaginándonos de una manera realista sin esa atadura.

Preguntémonos que pasaría si ese lazo con ese algo se rompiera, preguntémonos si saldríamos perjudicados nosotros o alguien mas, porque si nadie sale perjudicado y nosotros estamos limitados con esa atadura, debemos de romper con ella.

No debemos de olvidar que muchas personas llevamos la carga a nuestras espaldas que otros no quieren llevar por su egoísmo, entonces tenemos una atadura por la irresponsabilidad de otras personas, y debemos de exigir que esas personas se responsabilicen de su parte, ya que llevar demasiado peso a nuestras espaldas nos puede perjudicar tarde o temprano.

Muchos desean hacer muchas cosas en la vida, pero no se atreven, y por ello se esconden tras la excusa de que tienen ciertas ataduras, en cambio si que pueden hacer esas cosas a pesar de sus ataduras, si tienen la suficiente voluntad para luchar por lo que quieren. Debemos de ser conscientes de si son nuestras ataduras o son las excusas lo que nos limita en la vida.

Cuando es imposible deshacernos de esas ataduras que nos limitan, es momento de utilizar el ingenio y la imaginación que las personas tan poco usamos, porque no somos conscientes del poder que tienen para ayudarnos en la vida.

Usando el ingenio y imaginación, podemos  encontrar opciones y caminos para que a pesar de las ataduras, podamos hacer lo que tanto ansiamos hacer, dejemos trabajar nuestra imaginación y veremos que si que es cierto, todo tiene solución si hay voluntad de ello.

soltar nuestras ataduras

Cómo volver a creer en nuestros sueños muertos

Creer en los sueños es el primer paso para impulsar una vida mejor

Nadie debería de dejar de soñar jamas, los sueños nos dan la vida que la gris realidad nos quita, los sueños nos llenan de esperanza cuando la esperanza es una palabra que suena débil en la boca de cualquier persona que viva en esta sociedad.

Cuando lo que nos rodea no nos convence, son los sueños los que nos acercan a lo que si que nos convence, por eso debemos de permitirnos soñar, para dejar que esos sueños nos guíen por ese camino, ese camino que nos llevara a rodearnos de ese escenario que si que nos gusta, ese en el que si que estamos reflejados.

Maldecir lo que nos rodea es un gran error, en vez de ello, debemos de venerar lo que deseamos a través de nuestros sueños, visualizando  y soñando lo que queremos en nuestra vida.

Nuestro enfoque ha de ir a la creatividad que nos abren los sueños, jamas a la parte oscura de nuestra mente, esa parte oscura que se conforma con una realidad que nunca nos satisfará.

Nadie mejora en la vida sin haber soñado antes con esa mejora, nadie alcanza una meta sin haber soñado que la alcanzaba, los sueños son el primer impulso de una carrera que vas a ganar, los sueños son los que nos advierten cuando nos miramos a un espejo, que no somos esa persona reflejada en el, sino que somos infinitamente mas.

creer en los sueños

 

Cómo empezar a creer de verdad en nosotros mismos

Para creer de verdad en nosotros, debemos de dejar de esperar que los demás lo hagan

Muchos dejamos de creer en nosotros, solamente por el hecho de que los que no rodean no apuestan por nosotros ni por  nuestras capacidades, pero en realidad si hay alguien al que le falta capacidad, es a esa persona que tienen su visión limitada de nosotros mismos, esos que solamente ven nuestros defectos.

Pero porque los demás no vean mas haya de nuestros defectos, no implica que nosotros debamos de seguir sus falsos pasos, tenemos la suficiente capacidad de tirar todos esos muros que nos limitan, la prueba esta en que nosotros mismos somos los creadores de algunos de esos muros.

Tuvimos la suficiente capacidad para construir esos muros que a nuestra vista son rascacielos, en cambio  nos engañamos diciéndonos a nosotros que no podemos destruir lo que si que hemos sido capaces de construir.

Gastamos demasiada energía en que los demás nos digan que valemos, en cambio vamos a ciegas, porque nos mostramos muchas veces ante mentes cerradas que no van a ver nuestra valía, esperando buenas palabras de quienes no tienen la voluntad de crearlas.

También es un gasto de energía absurdo demostrarse constantemente a uno mismo que uno tiene la capacidad y el talento para hacer algo, la demostración sobra cuando la verdad existe, y esa verdad es la certeza de que nuestra capacidad es infinita, si nosotros dejamos que infinita sea.

Para creer de verdad en nosotros, debemos de buscar la verdad en nuestro interior, esa que nos dice que dejemos de demostrar para empezar a construir, esa que nos dice que debemos de dejar de dar vueltas alrededor de los demás, para empezar a caminar por nuestro propio camino.

 creer de verdad en nosotros