Reiki para los dolores fisicos y como utilizarlo

CompartirShare on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on Twitter0Share on LinkedIn0Pin on Pinterest0Email this to someoneShare on Reddit0

Utilizar auto reiki para los dolores físicos

El auto reiki para los dolores físicos puede ser tu gran solución a esos momentos del día donde alguna parte del cuerpo bloqueada te esta haciendo sufrir con dolor. El auto reiki es una terapia muy sencilla de hacer. Muchas veces nos lamentamos de las dolencias y molestias físicas y aunque es difícil deshacernos de ellas, si que podemos suavizarlas sin que sean tan molestas. El auto reiki es una buena solución a nuestras dolencias y si nos acostumbramos a utilizar esta técnica, con los días se vuelve mas poderosa.

Nada mejor que irse a un profesional del reiki para que te alivie esos dolores, pero lo cierto es que no todos nos podemos permitir un profesional del reiki siempre que sufrimos dolencias, así que lo cierto es que podemos recurrir a nosotros mismos, utilizando nuestras manos y nuestra respiración consciente, ellas dos son nuestras herramientas para trabajar con nuestro dolor corporal.

Nuestro cuerpo se esta comunicando constantemente con nosotros, y desde luego si te esta comunicando dolor, lo que te esta diciendo es que algo no funciona en tu interior. Lo que te esta diciendo tu cuerpo es que esa zona de dolencia necesita tu atención, y que manera mejor de darle esa atención que darle auto reiki para los dolores físicos.

Hay personas que cuando el cuerpo se comunica con ellos mediante el dolor, acallan ese dolor con medicamentos, pero eso puede ser una manera de ignorar a tu cuerpo, aunque se entiende que si te duele mucho recurras a ello, lo mejor es dar atención y conciencia a esa parte de tu cuerpo, ya que el medicamento lo acallara durante un tiempo, pero la raíz de ese dolor seguirá allí, y es a esa raíz a la que hay que dar ese tratamiento de reiki.

Como hacer auto reiki para los dolores físicos

Cuando surja ese dolor en tu cuerpo intenta buscar un sitio donde puedas estar tranquilo y sin que nadie te moleste. Comienza a respirar y a conectar con la respiración, se consciente de ella y conecta con ella, cierra los ojos si es necesario. Flota tus manos hasta que entren en calor y situá una de tus manos o las dos en el sitio de la dolencia. Inspira aire profundamente y se consciente de que ese aire es energía curativa que entra en tu cuerpo para sanarlo.

La respiración es tu primera herramienta, con ella transportas esa energía por tu cuerpo y las manos son la segunda herramienta porque son las transmisoras de esa energía en la parte de tu cuerpo que esta sufriendo, así que mientras respiras y tienes tus manos sobre tu zona problemática, se consciente y si es posible visualiza como la energía que estas respirando va hacia tus manos y mediante tus manos llegan a esa zona bloqueada, aliviándola.

Lo cierto es que tu cuerpo físico te estará muy agradecido porque esta vez le has escuchado y le has dado atención y mimo con tus manos, así que no solamente notaras que esa zona ya no te duele tanto, sino que ademas sentirás como una satisfacción interna por haberte dado lo que necesitabas.

Reiki para los dolores

CompartirShare on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on Twitter0Share on LinkedIn0Pin on Pinterest0Email this to someoneShare on Reddit0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *